Imprimir
Categoría de nivel principal o raíz: Principales zonas estudiadas
Categoría: Ojo Guareña
Visto: 2093

P6058108El invierno de 2016 no ha contado con tantas riadas que hayan afectado al Sumidero del Guareña como ocurrió en 2015. Aún así, en el mes de febrero, el embalsamiento del Sumidero del Guareña volvió a cubrir, al menos en una ocasión, la carretera que permite acceder desde el pueblo de Cueva de Sotoscueva hasta el Alto Concha o Alto de San Bernabé. Una vez más, parte de las aguas del Guareña, continuaron sumiéndose por niveles más altos de lo habitual, apareciendo directamente por la Sala Negra (en el cuarto de los seis niveles de OG). Este curso de agua, al llegar a la Galería del Cacique, ha continuado con la reexcavación de los sedimentos en el sector previo a las nuevas galerías aparecidas en 2015. En la fotografía se muestra exactamente el punto en el que el curso de agua se ha encañonado antes de sumirse en las nuevas galerías, donde la reexcavación y arrastre de sedimentos ha continuado y donde se han abierto varios metros más con un conducto de buenas dimensiones, hasta que una nueva estrechez ha dificultado el avance, ya veremos hasta cuando. Buena parte de las terrazas sedimentarias que en noviembre de 2015 fueron muestreadas por Josep María Parés para estudios de paleomagnetismo han desaparecido, sólo nos quedan las fotos con los lugares de los muestreos.

Pero la inundación también afectó a los niveles más bajos de la Galería del Teléfono, por donde se accede a la Sala del Cacique, lugar en el que finalizan las visitas turísticas de Ojo Guareña. En la Sala del Cacique, el pequeño cañón remontante sigue avanzando, mientras que los sedimentos de los bordes, por simple gravedad, y por la acción del agua, continúan cayendo al fondo. En la Galería del Teléfono son muy evidentes los dos puntos por los que están drenando las aguas que arrastran estas gravas y arenas. Por un lado en los Gours de las Hojas, en los que los inferiores ya habían desaparecido el pasado año obstruidos por una acumulación de arenas. Por otro lado, las gravas más gruesas están tapizando el tradicional suelo arcilloso de la Galería del Teléfono, sumiéndose por unas simas que claramente están agrandándose y que habrá que revisar en el futuro.

En la Galería de las Ovejas, que discurre por el quinto nivel, el inmediatamente inferior a la Sala del Cacique y Galería del Teléfono, sí que se observan puntuales modificaciones en los depósitos sedimentarios de algunos lugares, aunque en ningún caso nos han llamado especialmente la atención. No obstante, en el nivel inferior, el sexto, por donde discurre el río Guareña los cambios que se han producido este año han sido de lo más variopinto. Por una parte, se han observado importantes modificaciones en los depósitos de gravas observados el pasado año, aunque sigue sin poder accederse a las galerías localizadas en su extremo SO, cuyo acceso continúa colmatado. El curso del río sigue modificado, al igual que el pasado año, y continúa sumiéndose por otros conductos de menor sección, lo que probablemente facilita las anegaciones de todo este sector. Sin embargo, el extremo final de la Galería de las Charcas, que el pasado año apareció totalmente colmatado de arenas, ha vuelto a la situación habitual conocida en las anteriores décadas. El tapón de arenas ha desaparecido y de nuevo se puede acceder hasta el sifón terminal cuyo aspecto sigue siendo similar al de siempre. Es decir, las arenas han debido ser arrastradas en la reactivación del pasado mes de febrero más allá del sifón terminal, hacia la Galería Lancaster del Sector Este-Huesos, por donde en cotas algo más bajas aparece un curso de agua relacionado con el Guareña.

Como decíamos el pasado año, la cueva sigue evolucionando y habrá que continuar con el seguimiento de este proceso geológico “a escala humana”.

P6058108

 Reexcavación de sedimentos en la Galería del Cacique. 

piso3 2015

Alteraciones en el 6º nivel en septiembre de 2015 

Piso 3 detalle 2016

 Detalle actual en el 6º nivel. Julio de 2016. Clic para ampliar

Enlaces relacionados:

La Junta se implica en la búsqueda de una solución al desplazamiento de la Campa de San Bernabé. Ojo Guareña
Nuevas riadas del río Guareña afectan al interior de la cavidad. (OG) 
Cambios en la morfología del Sumidero del Guareña 
Ojo Guareña: se estudiará la inestabilidad del talud entre el Sumidero del Guareña y la ermita de San Bernabé